El verano está aquí, ¡es tiempo de vacaciones! Es también el regreso de la piel brillante y la primera exposición al sol. Aquí hay algunas plantas que estimulan el bronceado.

quemadura de sol

pinterest-logo

Quemaduras de sol – Fuente: spm

La hierba de San Juan, un remedio para las quemaduras solares

La hierba de San Juan es una planta con múltiples virtudes. Generalmente conocido como un eficaz antidepresivo natural, también tiene acciones antisépticas, antiinflamatorias, cicatrizantes y calmantes.

Para conseguir un buen bronceado sin quemarse la piel, se recomienda alternar los tiempos de exposición al sol y los tiempos de descanso a la sombra. Además, el aceite de flor de hipérico es perfecto para aliviar quemaduras solares o quemaduras.

Truco

El té negro se puede utilizar como autobronceador. Se puede hacer una preparación infundiendo dos cucharadas en 25 cl de agua y dejando reposar el filtrado durante 2 días. La aplicación de un algodón empapado en esta infusión sobre tu piel, te permitirá tener un efecto “bronceado natural” y una tez bronceada. Este efecto no es permanente y se lava con agua.

bronceado en la playa

pinterest-logo

Tomar el sol en la playa – Fuente: spm

Una cura de zanahorias, para un buen bronceado

Las zanahorias se caracterizan por una alta concentración de carotenoides. Esta verdura de buen sabor dulce y auténtico poder antioxidante, estimula la producción de melanina, molécula que favorece la liberación del pigmento que da color a la piel. Para beneficiarse de su acción, es preferible consumir la zanahoria en estado crudo porque el calor de la cocción deteriora el betacaroteno. Para garantizar un bronceado perfecto en verano, ¡las zanahorias son LA verdura bronceadora por excelencia! También puedes preparar un aceite bronceador mezclando 20 gotas de aceite esencial de zanahoria con 100 ml de aceite vegetal o aceite de almendras dulces. La aplicación de esta loción sobre el cuerpo te permitirá potenciar tu bronceado.

iluminar su tez

pinterest-logo

Ilumina tu tez – Fuente: spm

Ilumina tu tez con urucum

Urucum, también conocido como achiote o annatto, es una planta parecida a un árbol que crece en América del Sur. Esta planta estimula el bronceado al promover la síntesis de melanina por parte de las células del cuerpo. Es un sustituto natural de las cremas bronceadoras, muy eficaz gracias a su riqueza en betacaroteno, provitamina A, selenio y bixina. Este último le da al urucum su poder protector contra el envejecimiento de la piel y los rayos del sol. Para beneficiarse de los beneficios del urucum, es necesario utilizar la cera en polvo de sus semillas. También puedes utilizar las cápsulas o el aceite vegetal de esta planta para aprovechar su poder bronceador.